13/09/2021

Patria y Vida

Noticias de Cuba y el mundo.

Régimen divulgará anteproyecto de Código de Familia

El anteproyecto del nuevo Código de Familia será publicado próximamente para luego ser llevado a consulta especializada y, posteriormente, presentado ante la Asamblea Nacional del Poder Popular.

El texto reelaborado será sometido a referéndum popular.

“Uno de los temas a discutir es el del matrimonio y de la familia de personas del mismo sexo”, indicó el abogado independiente Julio Ferrer en conversación con Radio Televisión Martí.

“El Código de Familia tiene que definir o recoger desde el punto de vista legal, los tipos de familia que va a reconocer el Estado cubano, la familia convencional, familia monoparental, un sinnúmero de formas de uniones que la normativa actual no prevé”, dijo el jurista.

“Otro asunto importante es el de la sucesión, o sea los integrantes de la familia que pudieran tener derecho a herencias. Por ejemplo, dos personas del mismo sexo viven como un matrimonio, pero no están casados legalmente. Si una de ellas, la otra, aunque había sido su pareja de hecho, legalmente no tiene ningún derecho a adjudicarse la herencia”, detalló.

En el caso de las parejas heterosexuales, si no son casados legalmente, el sobreviviente tiene la opción de hacer un reconocimiento de matrimonio no formalizado y adquiere la condición de casado legalmente y, por ende, el derecho a la sucesión.

“Si son del mismo sexo y fallece, la ley actual no le permite hacer un reconocimiento de matrimonio no formalizado. Porque el matrimonio del mismo sexo no está autorizado”, señaló Ferrer.

El futuro Código de Familia regulará “la protección a los niños y adolescentes», dijo el ministro de Justicia, Oscar Silvera en el programa Hacemos Cuba de la televisión estatal.

Asimismo «establecerá reglas claras para proteger a los adultos mayores y con ellos a personas que pueden caer en situaciones de vulnerabilidad», recalcó el titular.

En otro momento, Silveira resaltó que existen diversos tipos de familia, formadas no solo por lazos consanguíneos sino también afectivos, y “la legislación está en el deber de reconocerlas a todas en igualdad de condiciones y protegerlas”.

En ese sentido el abogado Julio Ferrer opinó que “hay familias que llaman ‘reconstituidas’, por ejemplo, el hombre está divorciado, se casa nuevamente, la esposa con la que se casa, tiene ya hijos, conforman una familia, los hijos de ella no son hijos de él desde el punto de vista biológico. Pero todas esas cuestiones se van a tener en cuenta a los efectos de que se puedan valorar en cada caso para que las personas tengan derechos que ahora no tienen”.

La comisión encargada de la elaboración del nuevo Código de Familia aprobó la versión 22 del documento en una reunión con Miguel Díaz-Canel en el Palacio de la Revolución, en la que participó la reverenda Ofelia Miriam Ortega Suárez, presidenta del Consejo Mundial de Iglesias para América Latina y el Caribe, refirió el periódico oficialista Granma.

La reverenda dijo al medio partidista que «habrá que hacer hincapié en los valores éticos y espirituales que contiene el proyecto de Código, el cual va más allá de toda la cuestión judicial porque es ‘una cuestión de vida”.

Otro de los desafíos del nuevo código sería la necesidad de ponerlo en sintonía con las regulaciones migratorias vigentes en Cuba desde 2013, que marcaron un cambio en la manera en que los cubanos entran y salen del país, lo cual impacta directamente en las relaciones familiares, coinciden especialistas.

“La transversalidad de la migración en temas como el matrimonio o la responsabilidad parental, por solo citar algunos, es esencial a tener en cuenta en cualquier legislación de familia que se instituya en Cuba”, manifestó Leonardo Pérez Gallardo, presidente de la Sociedad Cubana de Derecho de Familia.

Source link