29/07/2021

Patria y Vida

Noticias de Cuba y el mundo.

Nueva condena a prisión contra opositor camagüeyano recién liberado

El opositor cubano Virgilio Mantilla Arango fue condenado el viernes en Florida, Camagüey, a 9 meses de prisión por el supuesto delito de “desacato”.

“Mantilla Arango, líder fundador de la Unidad Camagüeyana por los Derechos Humanos, fue enviado nuevamente a prisión, sancionado por el Tribunal Municipal de Florida, el 23 de julio, a nueve meses de privación de libertad», informó a Radio Martí el activista Jiordan Marrero Huerta, del Partido Demócrata Cristiano de Cuba.

Mantilla Arango había sido detenido previamente el 16 de julio, en el poblado de Céspedes, donde reside, cuando reclamaba pacíficamente por la falta de medicamentos y los problemas del sistema de salud en el territorio, dijo Marrero Huerta, quien atiende a familiares y presos políticos en el territorio.

“Virgilio fue detenido en horas de la tarde ese día, en el policlínico de dicha localidad. La acusación la hace un coronel de la Policía Nacional Revolucionaria (PNR), quien dice que Virgilio lo ofendió y que intentó agredirlo, cosa que es mentira, y que se pudo comprobar”, advirtió el activista.

El mismo día que se celebró el juicio, los familiares del opositor apelaron la condena, y este martes se cumplen las 72 horas, según lo que establece la ley cubana, para recibir una respuesta, agregó Marrero Huerta.

“En estos momentos Virgilio se encuentra en los calabozos de la Unidad de la Policía del Municipio de Florida; todavía no ha sido trasladado para Cerámica Roja, centro de recepción de condenados en la provincia, y estamos esperando para ver qué decisión toman las autoridades con la apelación”, añadió.

El día previo al juicio, Mantilla Arango tuvo una comunicación telefónica con Marrero Huerta en la que le advirtió que de ser regresado a prisión se declararía en huelga de hambre.

«Se comunicó conmigo, le dieron un minuto y medio, y me dijo: ‘Mi hermano, yo no le voy a cumplir una injusta prisión más a esta dictadura yo prefiero morirme de hambre'», dijo el activista.

Virgilio Mantilla Arango había sido puesto en libertado el pasado 4 de julio, luego de cumplir 8 meses de condena en la prisión de Kilo-9, en la ciudad de Camagüey, por el supuesto delito de “acaparamiento”, tras haber sido detenido mientras realiza acciones públicas en favor del Movimiento San Isidro.

Source link