31/07/2021

Patria y Vida

Noticias de Cuba y el mundo.

Más de un centenar de cubanas detenidas tras manifestación del 11 de julio en Cuba

El Centro de Información Legal Cubalex, que mantiene actualizado el listado de los arrestados y desaparecidos tras el levantamiento nacional del 11 de julio en Cuba, documenta la detención de más de un centenar de mujeres.

Existen 711 casos denunciados por detención o desaparición forzada, de los cuales 164 ya están en libertad y la consultoría legal asegura que 547 personas están aún detenidas o desaparecidas.

En declaraciones al diario 14ymedio, las organizadoras de esta iniciativa de monitoreo y verificación, han podido comprobar que 134 son mujeres y 568 son hombres; pero aún quedan 238 en proceso de verificación.

La campaña «Mujeres cubanas que participan en la política» del observatorio de la publicación Alas Tensas se enfoca en la solidaridad con todas las mujeres cubanas, encarceladas por haber participado en el estallido social del 11 de julio.

Iliana Álvarez, directora de esta revista feminista cubana independiente, desde España dijo a Radio Martí que el objetivo es darles visibilidad a aquellas mujeres que están ahora mismo detenidas por ejercer su derecho a manifestarse y ejercer su derecho a participar en política.

«Sabemos que manifestarse es un derecho humano. Sin embargo en Cuba ese derecho no existe, es un derecho elemental. En ese día por las imágenes, todos pudimos ver que las mujeres y las mujeres jóvenes, pero las mujeres de todas las edades tuvieron un protagonismo inmenso», explicó Álvarez.

«La campaña en sí, lo que trata precisamente es también darle visibilidad a aquellas mujeres que están siendo detenidas y que son mujeres comunes. Algunas de ellas menores de edad, que ese día estuvieron presentes en las manifestaciones del 11 de julio y sin embargo fueron primero desaparecidas, luego detenidas y algunas de ellas juzgadas. Muy importante es darle visibilidad a esos rostros que no tienen el apoyo mediático, ni son artistas ni son figuras públicas conocidas en los cuales ellos se sentirían más responsables en dar un tipo de respuesta a la presión social», agregó la activista.

Entre los casos más notorios está el de la joven de Cárdenas, Rocío Brito Torres, de 22 años, quien según el testimonio de su suegra «fue detenida, arrebatada de los brazos de su bebé de apenas un año».

También el de Gabriela Zequeira Hernández, adolescente de 17 años condenada a 8 meses de cárcel por participar en las protestas, quien denunció que mientras estuvo detenida en la Unidad de la PNR de 100 y Aldabó la llevaron al vestuario y le dijeron que se quitara la ropa. Primero el ajustador y luego el short y el blúmer. Luego le dijeron que tosiera fuerte y que hiciera cinco cuclillas mientras se apretaba el bajo vientre y le pidieron que se introdujera el dedo en su parte íntima.

“El lunes [12 de julio] a las cinco de la mañana me levantaron y me dijeron que recogiera mis pertenencias que me iba para mi casa. Yo estaba contenta pensando que ya era libre y lo que hicieron fue montarme en un camión muy estrecho para llevarme a 100 y Aldabó”, declaró la joven a Cubanet tras ser puesta el sábado 24 en reclusión domiciliaria.

La joven Magdelys Curbelo Anglés, de 22 años, fue condenada a 10 meses de prisión en un juicio sumario sin garantías legales y estuvo desaparecida por más de 72 hrs .

Otro ejemplo de la represión contra las mujeres es el proceso contra la actriz y periodista de La Hora de Cuba Iris Mariño, madre de un hijo menor de edad, quien fue detenida durante las protestas del 11 de julio en Camagüey y mantenida en un calabozo por 10 días. Ahora ha sido excarcelada pero está bajo un proceso de investigación.

«Diez días angustiosos. Recordé todo el tiempo que era un proceso injusto. Los últimos cinco días en la UPO ( la Unidad Provincial de Operaciones (UPO) del Ministerio del Interior) fueron los más tristes porque allí había mujeres desesperadas que no tenían herramientas para calmarse. Algunas fueron detenidas en la marcha pacífica y no tenían consciencia de sus derechos. Tuvimos que darnos mucho apoyo. Nos abrazamos. Lloramos juntas», relató Mariño a la revista Rialta.

[Entrevista a Iliana Alvarez realizada por Ivette Pacheco para Radio Martí]

Source link