06/08/2021

Patria y Vida

Noticias de Cuba y el mundo.

La caravana del ridículo

 

Si el régimen acaso quiso competir con las multitudinarias caravanas de los cubanos en Miami a favor del presidente Donald Trump y en contra del levantamiento de las sanciones a La Habana, el tiro les salió por la culata.

El escaso parque automotor de la isla no da para eso y a juzgar por las fotografías publicadas en Granma, casi todas en planos cerrados, la convocatoria no logró reunir a mucha gente.

Ah, y el nombrecito: Caravana de Amor. A ridículo no hay quien le gane a esta gente. Es como los Puentes de Amor de Carlos Lazo, el profesor de Seattle y alabardero del castrismo, quien, por cierto, se ha metido su lengua cuál supositorio, al sur de la columna vertebral y no ha dicho ni pío sobre el destierro de Karla Pérez.

¿Qué pasó, profe Lazo? ¿El amor de tus puentes es por la libreta?

Volviendo a la caravana del domingo, el actor Edwin Fernández Jr. le pegó directo al mentón de los propagandistas, cuando en el perfil de Facebook de Angélica Paredes, reportera de la emisora oficialista Radio Rebelde, escribió:

“Me estremecen esas imágenes, sobre todo que con esa energía y combustible gastado se pudieron hacer obras realmente útiles. Se pudo comprar alimentos para los ancianos, limpiar muchas calles y pintar algunos edificios de nuestra sufrida ciudad. Realmente no sé a quién se le ocurre semejante inútil idea en estos tiempos, por eso nuestra economía está como está. ¡Bloqueo interno y mentes inútiles!”.

Su comentario, obviamente, fue eliminado por la periodista.

Cuenta un viejo chiste popular cubano que la revolución se cayó hace mucho tiempo, sólo que faltan los trámites y el papeleo.

Ridículos como esta fallida e inútil caravana lo confirman, aunque en el proceso, la dictadura está dispuesta a gastar en represión lo que sea necesario.

Source link